Pirilo

Se destacan la fugazza y fugazzeta y solo se come de pie.

Pirilo es la exacta reproducción de la típica friggitoria, antiguo ejemplo de comida callejera genovesa. En el pequeño local, donde los azulejos blancos y el mármol de los mostradores son los protagonistas de la ambientación, Pirilo propone sus especialidades: fugazzetta rellena, fugazza con cebolla, pizza de muzzarella al molde y fainá. El auténtico horno a leña a la vista ubicado en el fondo del local, que no tiene mesas ni sillas, distinguen a este clásico de San Telmo en donde  se come de parado.

Fecha de inauguración: 1932
Especialidad: pizza tradicional porteña al molde

 

DEFENSA 821

Las Cuartetas

Aquí comía el letrista de Carlos Gardel.

Los Campeones

Fundada por cuatro fanáticos del fútbol, de ahí su nombre.

Los Inmortales

Sus paredes están decoradas con figuras de la década del 30.

Los Muchachos de Punto y Banca

Sus empanadas fritas son un clásico de Buenos Aires.

Mercado de San Telmo

Un paseo bien porteño, con antigüedades, gastronomía y lo mejor de la cultura de la ciudad.

Milión

Desde 1999, en una casona en el corazón de Recoleta.

Nápoles

Cambiaron de local pero su encanto es el mismo.

Patio de los Lecheros

Un espacio gastronómico para vivir un encuentro de diversidad de culturas.

Patio Gastronómico de Rodrigo Bueno

Con diez puestos que ofrecen diferentes propuestas de cocina, el Patio Rodrigo Bueno nació para potenciar los emprendimientos gastronómicos del barrio.

Piola

Los verdaderos pioneros de la pizza estilo italiano en Buenos Aires.

Pizzería Albamonte

La pizza a la piedra se cocina en horno a leña.

Pizzería Güerrín

Fundada por italianos hace más de 80 años.